Anorexia infantil como regalo de Navidad

Desde el año pasado, nuestra hija mayor pide juguetes por Navidad. Los ve en la tele o en los catálogos con los que nos atosigan y vamos amontonando desde que empieza Noviembre, y claro, la publicidad también le afecta a ella, y desde luego mucho más que a nosotros.

La última Navidad tuvimos una idea, y desde entonces llevamos a nuestras hijas a una tienda de juguetes, para que vean cómo son en realidad, qué es lo que están pidiendo, y qué otros juguetes hay que no conocen. Su lista de deseos suele dar un cambio enorme. Ven el tamaño de los juguetes, sus piezas, y a veces juegan con ellos una vez y se dan cuenta de que ya han satisfecho su curiosidad. Nosotros estudiamos sus reacciones, y conociendo sus gustos, solemos tener grandes aciertos en la mañana de Reyes :-) .

Y esto también nos ayuda a conocer juguetes que JAMÁS de los jamases regalaríamos a ninguna niña. El chasco (más bien el “asco”) de este año ha sido la muñeca “Carina”. Es una muñeca de 105 centímetros de altura que en su caja invita a las niñas a vestirla con sus vestidos. Esta altura corresponde a niñas de 4 años, que suelen jugar a vestir y peinar a sus muñecas, con lo cuál podría ser un regalo bastante acertado si no fuese por las proporciones de la muñeca.

Como podeis ver en la foto, Carina tiene pecho, y viste con camisetas ajustadas que dejan ver sus delgados brazos y su estrecha cintura. Carina tiene unas caderas bien formadas y piernas laaaaargas. Si le pusiese la ropa de mi niña de 4 años (en la foto tiene 4 años y 9 meses), todo le quedaría super ancho. No podríamos ponerle ningún pantalón y los tirantes de los vestidos se le escurrirían de sus hombros super estrechos.

Me niego en rotundo a que mis niñas jueguen con semejantes iconos. No puedo permitir que piensen que sus cuerpecitos de niñas sanas y alegres no están bien, porque no son como los de esta muñeca. No quiero ni pensar que mis niñas, a sus 4 años, crean que deberían tener pecho, y que están gordas por llevar pantalones más anchos que los de Carina. Como madre responsable estoy indignada ante esto, y os pido, por favor, que nunca compreis algo así, porque así es como se empieza.

Y luego nos asombramos ante la anorexia infantil. No regaleis esta enfermedad por Navidad, por favor, por la salud de nuestras pequeñas, dejémoslas ser niñas felices.

si voleu llegir l'article original cliqueu aqui

Visitas: 221

Afegir un comentari

Has de ser membre de Xarxa Àrea de Formació Unió Pagesos per poder afegir comentaris!

Registra't per Xarxa Àrea de Formació Unió Pagesos

Butlletí Area Formació

Enllaços

Distintiu

Carregant…

© 2019   Creado por Àrea Formació Unió Pagesos.   Tecnología de

Emblemes  |  Informar d'un problema  |  Términos de servicio